Saltar al contenido
Gato Exótico

Mastín Tibetano

mastin-tibetano

El Mastín Tibetano, también conocido como Dogo del Tíbet o Do-Khyi, es una raza de perro gigante originaria del Tíbet (región situada en la meseta tibetana, en Asia, al noreste de la extensa cordillera del Himalaya).

Si estas pensando en tener uno de estos imponentes perros gigantes en tu casa, deberías seguir unas recomendaciones o informarte antes de hacerlo. Dado que este es un animal que representa a una antiquísima estirpe de perros de trabajo, lleva impreso en su ADN una serie de conductas algo salvajes arraigadas a su comportamiento.

No queremos decir la raza de perro Mastin tibetano sea una raza canina peligrosa, ni mucho menos, pero lo que si es cierto, es que si estos animales no reciben una buena educación desde pequeños, pueden desarrollar con facilidad comportamientos poco sociables y algo agresivos.

El Dogo tibetano es una mascota muy fiel, activa y protectora por naturaleza, a pesar de ser algo independiente. Es un animal de compañía que se desarrolla de una manera excelente en espacios abiertos como puede ser la vida en el campo o en entornos rurales. Como podemos intuir por su gran tamaño, los Mastines Tibetanos no conviven bien en estancias pequeñas. Estas y otras recomendaciones las veremos a continuación, donde conoceremos más a este entrañable y singular animal, ¡toda una autoridad dentro de las razas de perro de tamaño gigante!.

Origen del Dogo del Tíbet

El origen de estos grandullones se remonta a tiempos inmemorables, ya que cuenta cuenta con sorprendentes menciones de personajes históricos tan ilustres como del mismísimo Aristóteles en el (384-322 a. C.) o por los famosos escritos de mercader y viajero italiano Marco Polo, cuando realizó uno de sus viajes a Asia en el año 1.271 d.C.

mastin-tibetano-precio

El Mastín Tibetano se corresponde con una de las razas de perros orientales más antiguas conocidas hasta la fecha. Fue desarrollado y criado hace unos 3000 años por los nómadas que predominaban de la región del Tíbet, empleándolos como perros pastores. También, servían como perros guardianes en los monasterios tibetanos.

La estirpe de los Dogos del Tíbet se propago por India y Nepal primeramente, y seguidamente, uno de los primeros Do-Khyi en salir de Asia, fue un magnifico ejemplar «macho» enviado a la reina Victoria a mediados del siglo XIX. Posteriormente, se exportaron a Inglaterra y Estados Unidos, y después, en el siglo XX, la raza ya era muy reconocida. Se extendió por multitud de países, de los cuales, la gran parte de ellos desarrollaron diferentes líneas de Mastín Tibetano, algo diferenciadas de oriental.

Mastín Tibetano tamaño

El tamaño del Mastín tibetano varía según las líneas o estirpe de cría que tengamos en cuenta. El originario Dogo tibetano de China, es considerado el Mastín del Tíbet más primitivo, puro, grande, ancho, feroz y melenudo que existe.

Esta línea de Mastines tibetanos son los más impactantes, ya que son los más grandullones, pesados y poderosos. Son menos comunes de ver en los países occidentales, ya que son perros más orientados al trabajo en la montaña. Además, son los más fieros y salvajes, hecho que dificulta la tenencia de estos animales como mascota en las ciudades. Sin en cambio, con un adiestramiento estricto, podría ser compatible.

Las líneas que no son la china (la originaria y más primitiva) suelen clasificarse en conjunto en cuanto a tamaño y carácter (mucho más dócil) se refiere. Cuentan con alturas de unos 66 cm en ejemplares machos y alrededor de los 61 en las hembras. Sus pesos rondan los 38-78 kg.

En la estirpe del Mastín Tibetano Chino, encontramos alturas que superan los 70 cm, con pesos de ni más ni menos que pueden llegar a lo 100 kg. El pelaje en estos animales es sorprendentemente denso, sobre todo si habitan en las altas cumbres montañosas, en las que predominan las bajas temperaturas. El rugido también es muy característico y único en estos perros de raza.

Carácter del Mastín del Tíbet

El carácter de la raza de perros de Mastines tibetanos predominantes en occidente, son en esencia amigables. A pesar de tener un carácter algo independiente, son cercanos y muy protectores. Socializan bien con otros animales, también con otros perros, y más aún con los de tamaño semejante a ellos.

Requieren una actividad moderada en su vida cotidiana. Son animales potentes y enérgicos, por lo que tienen que quemar dicha energía para que de vuelta a sus hogares reposen tranquilos y no se encuentren estresados y activos.

Estos grandullones son unos muy buenos animales de compañía. Son recomendados para los amantes de estos animales que cuenten con algo de experiencia en perros grandes, y sobre todo, si tienen conocimientos en el adiestramiento de estos. No son agresivos, conviviendo perfectamente en hogares con niños pequeños, aunque en este sentido es recomendable observar como juegan, ya que el Dogo del Tíbet cuenta con un tamaño que sin querer, puede ser algo rudo o bruto en ciertas ocasiones.

Salud del Dogo del Tíbet

En términos generales, la salud de esta raza canina es bastante buena. No son especialmente longevos, aunque depende del tipo de Mastín en cuestión, su vida promedio se sitúa entre los 11 y 16 años.

dogo-del-tibet

Este perro primitivo es un animal duro, al que no se le asocian demasiadas enfermedades a su genética. Algunas de las más comunes en estas razas de perros gigantes pueden ser: la displasia de cadera, Entropión, enfermedad de Cushing, o problemas de mordida. La más de mayor incidencia para ellos es el hipotiroidismo. Este hecho, hace que a la hora de ir al veterinario a sus chequeos periódicos, haya que hacer mayor hincapié en este aspecto y tener dichos parámetros hormonales bajo control.

Mastín Tibetano precio

Comprar uno de estos grandullones puede suponer un coste desorbitado, algo impensable para nosotros los mortales, pero no nos asustemos aún. Si bien es cierto que la raza originaria y más primitiva de estos perros ronda los precios más altos, las demás extirpes y más comunes de ver (occidentales), tienen precios infinitamente más bajos, asemejándose por ejemplo a la gran mayoría de las demás razas de perros grandes o gigantes.

mastin-del-tibet

De manera anecdótica, por no ser para nada la referencia a seguir, en el año 2014 en el país Chino, se compró un Mastín Tibetano por 1.700.000 euros 💸 . El animal en cuestión era un macho de un año de edad y de 90 kg de peso. Un ejemplar bellísimo y absolutamente sorprendente, con una melena fuera de lo común. Como ya decimos, en la variante China no ponemos techo a los precios que se llegan a pagar en ciertos casos.

Después de hablar de estas increíbles y altas cifras, volvemos a la tierra para contaros lo que supondría comprar una de estas mascotas. Pues bien, el precio del Mastín Tibetano varía de los 900 a los 1200 euros en la mayoría de los casos. Estas mascotas, se corresponde con una de las razas perros gigantes más maravillosas, exóticas y únicas que existen.

error: