Saltar al contenido
Gato Exótico

Sarna en el gato

sarna-en-gatos

La sarna en el gato, es un tipo de enfermedad de manifestación cutánea sumamente molesta y de severo picazón, que es causada por ácaros.

Hay que decir que los síntomas de la sarna son más serios que los de otras enfermedades causada por ácaros en gatos. Además, hay que prestar un alto grado de atención, ya que es fácilmente contagiosa en los humanos y tiene una sintomatología muy molesta y desagradable.

En este artículo nos centraremos en obtener una visión general de lo que entrañaría contraer la sarna en un gato, así como conocer los diferentes «tipos de sarna» que se producen en estos animales.

picor-sarna-en-gatos

Nota: es importante que no la confundamos con la tiña en el gato, la cual, es causada por el hongo microsporum canis (M.canis). Ya que en los gatitos, ambas generan cuadros con picores intensos, heridas, y caída del pelo, son enfermedades fáciles de confundir.

Sarna en gatos

La sarna en gatos, es una enfermedad producida por ácaros, en la que no se hace distinción respecto a las edades de los gatos, tipos de pelo u otros rasgos característicos de los diferentes tipos de razas de gatitos. Por supuesto, siempre tendrán más facilidad de contraerla, aquellos que tengan patologías asociadas, los recién nacidos y los mininos con inmunodeficiencias en las que sus defensas se encuentran mermadas.

Si en tu hogar tienes varios de estos pequeños felinos, y uno de ellos esta infectado con la sarna, lo más recomendable, sería aislarlo de los demás, los cuales, mantendremos vigilados por si ya han sido contagiados. Esto es debido, a que es una enfermedad que se contagia con mucha facilidad mediante el contagio directo.

Tipos de sarna en el gato

La sarna en el gato, es una enfermedad frecuente en los gatos, en la que reconocemos diferentes tipos dependiendo de la zona corporal a la que afecten. En estos distintos tipos, participan también diferentes especies de ácaros. Por todo ello, exponemos los distintos tipos a continuación de manera que nos quede todo un poco más claro:

notoedris-cati

Sarna notoédrica: es un tipo de sarna causada por el ácaro Notoedris cati, el cual es exclusivo de los gatos. Es altamente contagioso entre las comunidades de mininos y prolifera de forma muy rápida en estos animales. Además, puede contagiarse de manera indirecta a través de las larvas de estos parásitos.

Sarna otodéctica: este tipo de infección es producida por la especie Notoedris cati. En común con la anterior y también es altamente contagiosa, propagándose muy rápidamente. Se localiza en el conducto auditivo externo del felino.

  • Cheyletiellosis: es producida por el ácaro Cheyletiella blakei. Produce un tipo de dermatitis cutánea que dependiendo de la fortaleza del gatito en cuestión, puede manifestarse en mayor o menor medida. Se suele hacer notable, porque en el gato se le puede observar una especie de caspa andante característica de este tipo de sarna.
  • Sarna demodécica: es un tipo de sarna poco frecuente provocada por dos tipos de ácaros que son: Demodex cati Demodex gatoi. Suele afectar a gatitos bajos en defensas o con otras enfermedades ya presentes en ellos.

Sarna en gatos: síntomas y daños a la salud

En este apartado destacaremos los síntomas más característicos y frecuentes que produce la proliferación de ácaros causantes de sarna en los gatitos.

sarna-en-gatitos

Con estos datos, podremos valorar inicialmente la posibilidad de que nuestro animal doméstico pueda sufrir de dicha enfermedad causada por ácaros. Entre los signos más frecuentes, destacamos:

  • Picor intenso del cuerpo.
  • Que el gato se rasque más de lo normal (prurito).
  • Erupciones cutáneas, descamaciones y costras.
  • Heridas.
  • Calvas en la piel (alopecia).
  • Cerumen de color oscuro que puede despender mal olor.
  • Perdida de peso e inapetencia por la comida.
  • Hallarse en un bajo estado anímico.

Tratamiento de sarna en gatos

En cuanto a los tratamientos se refiere, podemos dividir los que por un lado les puede proporcionar el veterinario, y por otro, los que le podemos dar nosotros para intentar ayudarlo.

El tratamiento para la sarna en lo que corresponde a los especialistas veterinarios, se basará fundamentalmente en la administración de comprimidos, pipetas, medicamentos vía intravenosa y cremas.

En lo que a nosotros compete, deberemos proporcionarles un estado de higiene óptima, y no solo al gato, sino también de los elementos materiales con lo que conviva. Al realizar esta operación, debemos hacerlo protegidos con guantes entre otras medidas, con el fin de no contagiarnos también nosotros (si el animal padece de sarna por ácaros Cheyletiellosis).

gato-lavandose

También podemos proporcionarles alimentos ricos en vitaminas y suplementos que favorezcan su salud y le ayude en la lucha contra el ácaro. En este aspecto, si tu gatito se encuentra fuerte, antes vencerá y erradicará al parásito.

También, podemos estimular su animo con el empleo de «snacks» saludables que le animen a comer. Este, es un buen remedio para periodos en los que nuestro gatete pueda tener inapetencia por la comida.

Por ultimo y no menos importante, si tenemos más mascotas a nuestro cargo, deberemos evitar que tengan contacto hasta que consigamos erradicar la molesta sarna. A pesar de ello, nuestro minino no debe estar falto de cariño en absoluto, ya que ante momentos así, ellos requerirán de más afecto por nuestra parte.

error: